14 de noviembre

Día Mundial de la

Diabetes

No pierdas tiempo,
empieza a cuidarte

En EPS delagente nuestra prioridad es tu bienestar y cuidado. Te compartimos esta información sobre mitos y realidades de la diabetes:

Mito 1

Nadie en mi familia tiene diabetes, así que no padeceré la enfermedad

Realidad

Tener un familiar con diabetes aumenta el riesgo de padecer esta enfermedad. Sin embargo, existe la posibilidad de tener diabetes sin que tus familiares la padezcan. Algunos factores de riesgo son:

  • Tener sobrepeso u obesidad
  • Tener prediabetes
  • Padecer ovario poliquístico
  • Diabetes gestacional
  • Ser mayor de 45 años

Mito 2

Consumo mucha azúcar, así que me preocupa padecer diabetes

Realidad

Consumir azúcar no causa diabetes, sin embargo, el consumo excesivo de alimentos y bebidas azucaradas genera sobrepeso y este sí aumenta el riesgo para diabetes.

Mito 3

Tengo diabetes, no puedo comer dulces

Realidad

Los dulces son azúcares simples y aumentan la cantidad de glucosa en la sangre más que otros alimentos. Sin embargo, no están prohibidos para las personas con diabetes; pueden consumirlos siempre y cuando lo equilibren con su alimentación.

Tips Salvavidas

Si tú o un familiar padecen diabetes, te recomendamos estos tips para prevenir el pie diabético.

El pie diabético es una complicación causada por la disminución de flujo circulatorio en las extremidades inferiores, impide la cicatrización de las heridas y aumenta el riesgo de una infección prolongada.

Sigue estas recomendaciones:

  • Lava diariamente tus pies con agua tibia y jabón neutro
  • No apliques alcohol o sustancias limpiadoras como yodopovidona (isodine), agua oxigenada o timerosal (merthiolate), ya que pueden originar quemaduras o reacciones alérgicas
  • Seca adecuadamente tus pies, verificando que no quede humedad en medio de los dedos
  • Revisa que tus pies no presenten heridas, uñas enterradas o cambios de coloración (uñas negras o signos de algún golpe)
  • Toca las plantas de tus pies buscando algún cuerpo extraño (vidrio, astilla, clavos). En caso de tener disminución de la vista, pide a un familiar que te ayude
  • Toca la punta de tus dedos, la planta del pie y el talón con tu mano, verifica que sientas el roce
  • Para el adecuado corte de tus uñas acude al podólogo, que es el especialista en el cuidado de tus pies
  • Utiliza calcetines sin resorte y costuras
  • Evita utilizar calzado apretado o flojo, ya que pueden provocarte ampollas

¡Estamos contigo!

Comparte en está información en las redes sociales

Facebook
Twitter
LinkedIn
WhatsApp
Email